¿Cómo juega la publicidad en las rebajas?

A comienzo de la segunda semana de las rebajas de enero, tras la fiebre de las compras de Navidad, es el mejor momento para hablar de marketing.

Por ello queremos contaros sobre cómo juega la publicidad en la época de rebajas, ya sea en las de invierno, como las de verano.

Las rebajas se han convertido más en un ritual que en un momento estacional, ya no solo las empresas se preparan para ellas, sino que también los propios consumidores. Y debido a esto, el marketing se ha obligado a cambiar desde años atrás ya que los clientes se han vuelto más críticos con las empresas: buscan los mejores precios, están a atentos a no ser engañados y poseen una predisposición a la hora de comprar.

Aquí entra Toyo Publicidad para decirte cómo juega la publicidad en las rebajas.

Publicidad de antaño

¿No recuerdas pasear por los pasillos de tu centro comercial favorito y escuchar una música que te incitaba a caminar más deprisa y buscar más? Pues este es uno de los trucos psicológicos que utiliza el marketing para estimular al consumidor a comprar.

Entre otros de los tips que se utilizaban y se siguen utilizando es ubicar los productos en ubicaciones concretas, los carteles y la mensajería. Todos sabemos que los anuncios del Corte Inglés son el disparo de salida para la llegada de la Navidad y las rebajas.

No obstante, todos estos elementos han evolucionado para conocer con mayor profundidad al cliente y para lograr la llegada de un mensaje más profundo y sólido en él. Estamos hablando del neuromarketing.

¿Qué es el neuromarketing? ¿Y cómo funciona?

El pilar central del neuromarketing es calar en las emociones del consumidor. Para esto, diferentes científicos y profesionales en el marketing han investigado cómo funciona el cerebro, y por ende, las reacciones neuronales y sensoriales, frente a distintos estímulos que inciden directamente en nuestras decisiones.

Se trata de seducir al cliente en base a sus emociones, es imposible intervenir a nivel neuronal, por lo que nunca hará aquello que no desea. Pues se trata de comprender aquello que el consumidor quiere, construir un mensaje en respecto y elaborar el mensaje. Se ha calculado que la gran mayoría de las decisiones de compra se toma de forma inconsciente en menos de tres segundos, y en este tiempo tenemos que venderle la idea y el producto al cliente.

Elementos esenciales en el neuromarketing

  1. La mirada. El eye-tracking es el proceso en el que se evalúa dónde se fija la mirada. Esta es una de las razones por las que se recomienda el uso de imágenes donde se vea a personas dirigiendo su mirada a un punto de interés.
  2. Contar historias. El Storytelling se ha convertido en uno de los pilares fundamentales del marketing. En el que se crea un contexto y una historia en la que se compromete emocionalmente a los clientes.
  3. La velocidad. Jugar con el tiempo es fundamental en la publicidad, mensajes sobre ediciones limitadas, en el que el consumidor tiene menos tiempo para elegir, menos piensa, por lo que crea un miedo a perder la oportunidad. Oportunidad que toma para no perder el producto.

Entre las campañas más exitosas que han utilizado el neuromarketing se encuentra McDonalds. La famosa empresa de restauración quería hacer un spot publicitario en el que anunciaba que abriría hasta la madrugada. Para ello utilizó fotografías desenfocadas en la noche que representaban imágenes icónicas como sus hamburguesas o sus patatas fritas. En este caso, el cerebro de los consumidores unía los puntos de luz y formaba las imágenes que la cadena quiso representar.

Otro gran ejemplo es el de Volkswagen en la Super Bowl del 2011 en el que apelaba los sentimientos emocionales y a la memoria haciendo alusión a las películas de Star Wars. En la que un niño o una niña vestido de Darth Vader intentaba probar la Fuerza en diversos objetos, hasta que finalmente lograba abrir el coche de su padre (con ayuda por este, por supuesto).

El último ejemplo es otra cadena de hamburgueserías, en la que esta vez utilizaban el tacto y aprovecharon para que su target fueran personas invidentes. Ya que querían que estos viesen también su producto, por lo que mediante las semillas de sésamo escribieron en braille diferentes mensajes. Su engagement ascendió, no solo por la atención de las personas invidentes, sino que debido a una responsabilidad social que afianzó la de sus asiduos.

En la actualidad, la piedra angular de la publicidad, se halla en despertar emociones al consumidor para no solo avivar sus deseos de comprar, sino de guiarle a la hora de tomar sus decisiones.